MARC COMA, Piloto AMV, analiza la etapa: Copiapó – Antofagasta

“La etapa de mañana también va a ser muy dura. Nos encontraremos con partes sinuosas combinadas con partes bastante rápidas en las que existen bastantes rocas. Saldremos a unos 1800 m de altitud y en poco más de 30 km nos encontraremos a casi 3.000 m. Todas estas variaciones, afectarán directamente al comportamiento de la mecánica y debemos ser muy cautos en éste aspecto. Mañana es un día que debemos estar muy concentrados y debemos ser pacientes. El terreno es complicado y las condiciones no van a facilitarnos las cosas para nada. Es una etapa muy exigente que además requiere mucho pilotaje y esfuerzo físico”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *